Search
Saturday 26 September 2020
  • :
  • :

Detienen a transportistas en Calakmul

Escucha el reporte

Descarga

CALAKMUL2Por Nadia Ortega

Integrantes de la Cooperativa Transportes Turísticos “Ciudad Maya” de Conhuás Calakmul, en el estado de Campeche, exigen que el Instituto Estatal del Transporte (IET) les otorgue la concesión para así poder prestar el servicio de transporte a los turistas que visitan la zona arqueológica. Los cooperativistas exigen a las autoridades que les vuelvan a otorgar el permiso de transporte entre el kilómetro 0 y el 20 para mantener su fuente de empleo.

La Cooperativa está integrada por veintisiete socios y seis unidades, las cuales ofrecían su servicio a los turistas. Hace más de siete meses el permiso fue suspendido por autoridades municipales quienes, segun los pobladores, los han agredido en tres ocasiones sin razón alguna.

Ubaldo Gonzalez Santiago, secretario de la Cooperativa “Ciudad Maya, considera que la negativa por parte del gobierno estatal es por intereses económicos. “Ellos sienten que nosotros somos una competencia y que por eso no hay razón de que nos den la autorización por parte del estado; el gobierno de ninguna manera quiere darnos esa autorización aunque hemos cumplido con todos  los requisitos que nos han ido pidiendo” puntualizó el secretario.

La situación en el ejido de Conhúas se agravó a partir de las detenciones que se realizaron el 6 de diciembre, en donde se arrestaron a cuatro integrantes de la Cooperativa, entre ellos se encontraba, Sara Damian Oliveros quien relata cómo sucedieron dichos hechos: «los agentes nos rodearon y nos empujaron para subir al vehículo, preguntamos el por qué y simplemente nos responden por el hecho de estar aquí” comentó.

Las condiciones que se viven en el poblado de Calakmul no sólo afectan a los integrantes de la Cooperativa “Cuidad Maya”; los turistas que visitan la zona arqueológica se ven envueltos en una discusión de interéses entre autoridades y ejidatarios. Felipe Echenique, investigador del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) considera que el gobierno debe realizar un acuerdo con los pobladores para que se creé una fuente laboral que no afecte a terceros. “Nosotros entendemos la desesperación de la gente porque no tiene trabajo, no hay recursos en las zonas y ellos ven como una posibilidad inmediata obtener la renta de las zonas arqueológicas y eso lo que ha permitido es la privatización de la tierra”  concluyó en investigador.