Escenario de represión para defensoras

Activistas congregadas en la Ciudad de México para analizar el impacto del actual contexto socio-político en su trabajo afirman que los cuerpos de seguridad, a nivel federal y estatal, lejos de respetar y proteger los Derechos Humanos (DH) intimidan a quienes los defienden.

A decir de las integrantes de la Red Nacional de Defensoras de Derechos Humanos, el cambio de administración y la llegada de Enrique Peña Nieto a la Presidencia de la República no significa seguridad para ellas, toda vez que el PRI –aseguran– ha hecho de “la corrupción, la impunidad y el autoritarismo” una política de Estado.

América del Valle, integrante del Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra y exiliada política durante el gobierno de Peña Nieto en el Estado de México debido a la represión en San Salvador Atenco, sostiene que los movimientos sociales deben estar alertas ante el posible hostigamiento contra ellos.

“Todos sabemos que en el Estado de México (Peña Nieto) ensayó”, dice la joven activista acusada de secuestro equiparado durante los operativos del 3 y 4 de mayo de 2006 en Texcoco y Atenco, que dejaron como saldo 47 mujeres detenidas, 26 de ellas agredidas sexualmente.

Como parte de las víctimas de la represión de hace más de seis años, Del Valle señala que no se puede esperar nada diferente durante este sexenio. La prueba –a su parecer– es que los conflictos sociales y los enfrentamientos criminales siguen presentes en el país.

Radio CIMAC

Escucha la cápsula

También te podría gustar...