Search
Sunday 20 September 2020
  • :
  • :

La especulación es un factor determinante de la actual crisis alimentaria. Expertos

De acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), hay una proyección deficitaria respecto la cosecha de maíz en Estados Unidos derivada de la intensa sequía que elevó en un 23% los precios internacionales de este grano a partir de julio.

Les presentamos las entrevistas con Carmelo Ruíz del Proyecto Bioseguridad en Puerto Rico y la de Héctor Robles Berlanga, investigador del Centro de Estudios para el Desarrollo Rural Sustentable y la Soberanía Alimentaria (CEDRSSA), quienes nos brindan diversos elementos para explicar la actual crisis alimentaria.

En 2008 se dio a conocer el Informe llamado Evaluación Internacional del Conocimiento, Ciencia y Tecnología en el Desarrollo Agrícola de América Latina y el Caribe (IAASTD), de acuerdo con Carmelo Ruíz, este informe fue comisionado por la Organización de Naciones Unidas (ONU) y fue elaborado por diversos investigadores que pusieron en entredicho la viabilidad del actual sistema agroalimentario mundial. En el Informe también se expresa que una de las alternativas importantes al actual sistema es la agroecología, que constituye, desde la perspectiva del especialista, la propuesta más inteligente frente a la crisis financiera, energética, económica y ecológica.

Uno de los aspectos que cuestiona la viabilidad del modelo de agricultura industrial, es su dependencia a los combustibles fósiles, el investigador de Puerto Rico menciona que este insumo está próximo a terminarse y la posibilidad de que continúe barato es prácticamente nula.

Carmelo Ruíz del Proyecto Bioseguridad, añade que, más que el cambio climático, la especulación constituye un factor determinante en la generación de la actual crisis, debido a que la sequía produce el efecto de “animar” a que las compañías comercializadoras, que no participan en la producción ni el consumo de los granos, los acaparen y generen condiciones artificiales de escasez para elevar los precios y aumentar sus ganancia.

Héctor Robles Berlanga del CEDRSSA, menciona que el actual incremento en el precio de los alimentos, es producto de un proceso que se desarrolla desde el año 2006. Los factores que inciden en esta crisis alimentaria son, de acuerdo con el investigador los siguientes:

1.- El cambio climático, en particular la sequía.

2.- El incremento del consumo en países emergentes como

China, India, Brasil, que provoca que la disponibilidad del alimento disminuya.

3.- Gran parte de las tierras se están utilizando para sembrar biocombustibles.

4.- La especulación.

Una de las principales razones por las que la actual situación deficitaria en la producción de maíz de Estados Unidos nos afecta de manera considerable es que México es dependiente en un 40% de las cosechas de ese país. El investigador del CEDRSSA enfatiza que para comprender con toda su complejidad la actual crisis, es necesario no perder de vista los cuatro factores que ya se expresaron y que, de acuerdo a las coyunturas, adquieren mayor relevancia unas que otras o se hace más evidente una situación de crisis que, en realidad, tiene sus orígenes desde hace ya varios años.

El saldo de este proceso del sistema agroalimentario más evidente para los consumidores lo es el aumento en el precio de los alimentos, la fecha, en nuestro país, se ha presentado un aumento considerable en el precio de la tortilla, el aceite, la leche pasteurizada, el aguacate, el frijol y, por supuesto, el huevo. Se espera que en las próximas semanas se presente un aumento en el precio del azúcar, el pan, el pollo y la carne.

Adriana Aguilar

Escuche el reporte

LEER MÁS:

México: Tan cerca de Estados Unidos, tan lejos de las tortillas