Legalmente es posible anular cualquier elección: John Ackerman

lopezobradordvds

La nulidad de las elecciones es legalmente factible, pero además tal desenlace sería políticamente conveniente dada la situación de repudio social generalizado hacia Peña Nieto.

John Ackerman académico, investigador y columnita del diario La Jornada comenta que “Las graves irregularidades del proceso electoral, incluyendo el grosero rebase de topes de gasto de campaña, la compra del voto, la manipulación mediática y el fraude de las casas encuestadoras, en su conjunto son más que suficientes para justificar la posible nulidad de la elección presidencial por incumplir con los principios constitucionales de autenticidad y libertad. Pero además de ser legalmente factible, tal desenlace también sería políticamente conveniente dada la situación de repudio social generalizado hacia Peña Nieto y el precedente de impunidad que se generaría si se avala sin más una de las elecciones más sucias en la historia del país”.

La primera etapa es la resolución de los juicios de inconformidad, es un proceso que va casilla por casilla. En cada una de las casillas impugnadas el tribunal deberá evaluar si hubo suficientes irregularidades como para desvirtuar la autenticidad del voto en esa casilla. En este caso, si hay evidencia de que hubo una violación generalizada a la secrecía del sufragio en el 25 por ciento de las casillas, en automático se invalida la elección. La segunda etapa es la elaboración del dictamen de validez o invalidez. El Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, comentó, no puede emitir un simple trámite burocrático para declarar la validez de la elección, sino que tendrá que argumentar la impugnación y aceptarla o rechazarla. De aceptarla, podría invocar la causal de invalidez por violaciones a principios constitucionales.

Iván Fernández

Escucha la entrevista

Leer más

Casillas se instalaron demasiado tarde: John Ackerman

Elección  2012 fue más sucia que  la del 2006

También te podría gustar...